Los Migueles

CMKC, Decana en la grabación y salvaguarda del patrimonio sonero cubano. Imagen: Santiago Romero Chang
CMKC, Decana en la grabación y salvaguarda del patrimonio sonero cubano. Imagen: Santiago Romero Chang
CMKC, Decana en la grabación y salvaguarda del patrimonio sonero cubano. Imagen: Santiago Romero Chang

Día del Son cubano, 8 de Mayo. Día del Son cubano, 8 de Mayo
Un Miguel lleva a otro para desandar y gozar a plenitud el Día del Son. Del santiaguero Matamoros en las últimas horas resuena su obra en la exigente antología Juramento, álbum doble del septeto Ecos del Tivolí, surgido en 1992 en la urbe oriental comprometido con la promoción del legado del autor de Son de la loma.

Coloquio En Cuba un Son 2021

Antología matamorina que incluye 30 piezas, el fonograma producido por Bis Music, grabado en los estudios Siboney y Eusebio Delfín bajo el cuidado de José Manuel García, se internacionaliza con las voces de los boricuas Choco Orta (en alianza con el cuatrista Edwin Colón y los intrépidos toques y la corneta china de la Conga de los Hoyos), Andy Montañez y Gilberto Santa Rosa, quien lidereó la campaña de lanzamiento con su interpretación de El que siembra su maíz, a la vez que se prolonga en actuales exponentes del movimiento sonero y de la canción cubana como Zulema Iglesias, Mayito Rivera, El Indio Llorente, Haydée Milanés y María Victoria. Aunque, por sí misma, vale y brilla la tropa de Ecos del Tivolí, encabezados por su director Jorge Félix Cambet y el canto de Iván Batista, José Antonio Rosabal y las segundas de Angel Shombert.

DIA DEL SON EN SANTIAGO

Al escuchar esta entrega se explica por qué Matamoros surgió en Santiago y la fidelidad de los habitantes de esa ciudad al complejo musical que identifica a la nación. Con su genio por delante y la fortuna de saberse introducir tempranamente en la naciente industria fonográfica, don Miguel, en el primer cuarto del siglo pasado, condensó las esencias de una expresión que se había venido fraguando mediante síntesis sucesivas en los campos orientales, y penetró en el tejido popular de las ciudades de esa región antes de alcanzar categoría nacional. Él, como tantos otros, no obstaculizaban el tránsito del son a la trova y viceversa, por lo que viene bien calzar a su fabulosa producción el término troverosonero, rigurosamente conceptualizado por el musicólogo Danilo Orozco.

Matamoros es el compositor, pero también el intérprete, el líder del trío que se armó en su casa durante la fiesta de cumpleaños el 8 de mayo de 1925, cuando Rafael Cueto le presentó a Siro Rodríguez; y del conjunto que llevó a México al inmenso Benny Moré.

Que el Día del Son –¿hará falta entre nosotros sobreañadir cubano?– enlace las fechas de nacimiento del santiaguero con otro Miguel, pinareño, debe verse como una doble epifanía: el alcance verdaderamente nacional, vivo y en constante renovación del complejo musical y su capacidad inspiradora para penetrar e imbricarse con otras músicas del mundo, comenzando por las de los ámbitos más cercanos.

Miguelito Cuní marcó un sello interpretativo en el son, y habrá que contarlo, asimismo, como un ejemplar trovero-sonero. Ahí están sus dúos con Pablo Milanés en Convergencia y los temas de Marta Valdés. Como nos recuerda Elpidio Gómez, director del Centro Argeliers León, de Pinar del Río, Vueltabajo es tierra de soneros: el Niño Rivera, Aldo del Río, Virgilio González, Rafael López, Goyo Ríos, Carlos Quiñones.

Miguel Arcángel Conill, Miguelito Cuní, fue y es punto y aparte. Creció prestándole atención al sabor del Sexteto Habanero, modeló su canto en las agrupaciones pinareñas de Fernando Sánchez y Jacobo Rubalcaba, y en 1938 dio el salto a La Habana  con la banda de Ernesto Muñoz. Hasta emprender la ruta consagratoria mediante tres estaciones decisivas. Arsenio Rodríguez y Félix Chapottin. Encajó en el estilo de estos conjuntos a tal punto que cuando uno los oye sabe que por ahí no puede haber otro que no sea Miguelito. A tal punto que, en la irradiación de la expresión sonera y la semilla plantada en la génesis de la salsa, Miguelito ha sido y es espejo en el que otros cantantes se miran. 

Vale para él la ofrenda que le dedicó Juan Almeida al despedirlo: «Este son / no se ha escrito para el baile / es un póstumo homenaje / al que tanto son cantó / lleno de gracia sonera / Miguel Cuní se llamó».

CMKC, Decana en la grabación y salvaguarda del patrimonio sonero cubano. Imagen: Santiago Romero Chang
CMKC, Decana en la grabación y salvaguarda del patrimonio sonero cubano. Imagen: Santiago Romero Chang

Autor: Pedro de la Hoz | pedro@granma.cu

Soneros Legendarios desde Santiago de Cuba #5

Día del Son cubano, 8 de Mayo

Con el homenaje hoy a Miguel Matamoros, Francisco Repilado (Compay Segundo) y Electo Rosell “Chepín” en el cementerio patrimonial Santa Ifigenia, de esta ciudad, Santiago de Cuba inició el festejo del Día del Son Cubano.

Directivos de Cultura, de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac), Patrimonio y músicos depositaron arreglos florales ante las tumbas que resguardan los restos de esos fieles cultores del género.

Además del tributo en el camposanto, las instituciones culturales amenizaron los balcones y portales de la urbe con agrupaciones que defienden la expresión músico-danzaria en diferentes formatos (cuartetos, septetos y conjuntos).

De igual modo, el Septeto Ecos del Tivolí ofreció un concierto en el emblemático Salón del Son, ubicado en la populosa Enramadas, en el que interpretó temas de su última producción discográfica “Juramento. Antología matamorina”, nominado al Cubadisco 20-21.

En horas de la tarde, el Teatro Heredia acogió la gala por el Día del Son Cubano, con la participación de Sones de Oriente, la compañía danzaria All Star y el Septeto Santiaguero, entre otros invitados.

Al finalizar la velada -in afluencia de público a causa de las limitaciones por la COVID-19- esta última agrupación descargó con otros soneros en el sitio que Fernando Dewar, su director, definió como el templo el género en Santiago de Cuba: el Salón del Son.

En la jornada también se agasajó por su cumpleaños a Rodulfo Vaillant, presidente del comité provincial de la Uneac, quien ha desarrollado una ardua labor en la promoción de los valores de la música cubana y santiaguera y, de manera particular, el son.

(Beatriz Vaillant Rodríguez)

Santiago celebra el Día del Son Cubano y el natalicio de Don Miguel Matamoros

Hoy es el Día del Son Cubano y le rinde homenaje desde el Salón del Son

#SonCubano

Celebra Rodulfo Vaillant su cumpleañ en el Día del Son Cubano

Soneros Legendarios desde Santiago de Cuba

1 thought on “Los Migueles

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *