Cuba: 4to. caso de viruela símica

Cuba en vigilancia epidemiológica ante viruela símica. Imagen: Santiago Romero Chang

Cuba en vigilancia epidemiológica ante viruela símica. Imagen: Santiago Romero Chang
Cuba en vigilancia epidemiológica ante viruela símica. Imagen: Santiago Romero Chang

(ACN) El Ministerio de Salud Pública de Cuba (Minsap) informó hoy a través de su web oficial que fue detectado el cuarto caso de viruela símica en el país.

El nuevo paciente es un ciudadano cubano de 26 años de edad, residente en la provincia de Cienfuegos.

Lea: Nuevos riñones artificiales beneficiarán servicio de hemodiálisis

Se trata de un trabajador de la salud que tuvo contacto directo con el tercer caso notificado en Cuba con la viruela símica.

Produce BioCubaFarma 996 medicamentos, a pesar del bloqueo genocida

Celebra Santiago de Cuba Día Mundial del Chi Kung (Audio, video, fotos)

El día 30 de septiembre inició con lesiones en piel sugestivas de la enfermedad, por lo que se tomó muestra de las mismas y se confirmó por el Laboratorio Nacional de Referencia del Instituto Pedro Kouri (IPK) este sábado.

Ya el paciente se encontraba en aislamiento estricto por ser contacto directo, por lo que no se declaran nuevos contactos. Se encuentra evolucionando de manera favorable y sin complicaciones.

El resto de los contactos aislados por el tercer caso se mantienen asintomáticos en el octavo día de la vigilancia.

Cuba: 4to. caso de viruela símica

Cuba en vigilancia epidemiológica ante viruela símica. Imagen: Santiago Romero Chang
Cuba en vigilancia epidemiológica ante viruela símica. Imagen: Santiago Romero Chang

Celebra Santiago de Cuba Día Mundial del Alzheimer 2022

La viruela símica es una zoonosis viral causada por el virus de igual nombre, que pertenece al gé‌nero Orthopoxvirus e incluye al virus variola (causante de la viruela).

Esta zoonosis se caracteriza por erupción o lesiones cutáneas que suelen concentrarse en la cara, las palmas de las manos y las plantas de los pies.

El periodo de incubación (intervalo entre la infección y la aparición de los síntomas) suele ser de 6 a 13 días, aunque puede variar entre 5 y 21 días.

La infección puede dividirse en dos periodos:

  • El periodo de invasión (dura entre 0 y 5 días), caracterizado por fiebre, cefalea intensa, linfadenopatía (inflamación de los ganglios linfáticos), dolor lumbar, mialgias (dolores musculares) y astenia intensa (falta de energía). La linfadenopatía es una característica distintiva de la viruela símica que la diferencia de otras enfermedades que inicialmente pueden parecer similares (varicela, sarampión, viruela).
  • La erupción cutánea suele comenzar de uno a tres días después de la aparición de la fiebre y tiende a concentrarse sobre todo en la cara y las extremidades en lugar de en el tronco. Las zonas más afectadas son el rostro (en el 95% de los casos), las palmas de las manos y las plantas de los pies (en el 75% de los casos). También se ven afectadas las mucosas orales (en el 70% de los casos), los genitales (30%) y las conjuntivas (20%), así como la córnea. La erupción evoluciona secuencialmente de máculas (lesiones con una base plana) a pápulas (lesiones firmes ligeramente elevadas), vesículas (lesiones llenas de líquido claro), pústulas (lesiones llenas de líquido amarillento) y costras que se secan y se caen.

La viruela símica suele ser una enfermedad autolimitada, con síntomas que duran de 2 a 4 semanas.

Origen

El virus se detectó por primera vez en África en 1970. Hay dos cepas genéticamente diferenciadas: la de la cuenca del Congo (África central) y la de África occidental. Las infecciones humanas con la cepa de Á‌frica occidental parecen causar una enfermedad menos grave, en comparación con la cepa de la cuenca del Congo.

En mayo de 2022 varios países donde la viruela símica no es endémica notificaron casos, incluyendo algunos de las Américas.

El 23 de julio de 2022, el Director General de la OMS declaró que el brote multinacional de viruela símica constituía una emergencia de salud pública de importancia internacional (ESPII).

¿Cómo se transmite?

Las vías de transmisión principales implican el contacto directo o indirecto con la sangre, fluidos corporales, las lesiones de la piel o las mucosas de animales infectados.

La transmisió‌n secundaria, o de persona a persona, puede producirse por contacto estrecho con secreciones infectadas de las vías respiratorias o lesiones cutáneas de una persona infectada. También si te tocan objetos contaminados con los fluidos del paciente o materiales de la lesió‌n.

Las gotículas respiratorias son importantes vías de transmisión, así como la inoculación, la placenta y el contacto sexual.

Según la OMS, concienciar sobre los factores de riesgo y educar a las personas acerca de las medidas que pueden adoptar para reducir la exposición al virus es la principal estrategia de prevención de la enfermedad.

En video, ¿quiénes son más propensos a contraer el virus?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.